Grandes hazañas cerveceras

Cultura cervecera, Noticias

Por Jorge Coscarón.

 

Grandes gestas y hazañas alrededor de la cerveza ha habido y habrá cientos y cientos, pero algunas incluso están pertinentemente documentadas, así que hemos buceado en el Libro Guinness de los Récords, que además de ser la fuente más pertinente tiene nombre de cerveza. Allí hemos descubierto a los superhombres y a las supermujeres que han llevado a la cerveza a sus más altas cotas… haciendo equilibrios con pintas en la cabeza y cosas así.

 

¿Sabías que la distancia más grande recorrida en monociclo fue de 453 km por un galés llamado Sam Uekeling? ¿O que el mayor número de gente vestida de Pitufo fueron 1.253 loquitos pintados de azul en un festival irlandés? Incluso apostamos a que no tienes ni idea de que con sus 118,3 cm, Ludo es el gato más largo del mundo. Pero nada de esto tiene valor para nosotros, ¡nada! Porque aquí hemos venido a hablar de records mucho más interesantes, ¡de los plusmarquistas de la birra!

 

 

Como por ejemplo el inglés John Evans, que es un auténtico forzudo equilibrista. Él solito ostenta el récord de mayor número de barriles –vacíos– de cerveza en equilibrio sobre su cabeza (11), mayor número de pintas de cabeza en equilibrio sobre su cabeza (235) y mayor número de latas de cerveza en equilibrio, sí una vez más, sobre su cabeza (¡429!). Y aunque esté fuera de nuestro particular concurso, reseñemos también su hazaña de sostener en 2001, 96 cajas de botellas de leche sobre una testa que vale oro.

 

 

Menos fuerza y más paciencia –y espacio– le ha hecho falta al estadounidense Ron Werner para batir otra marca: la de tener la colección más grande de botellas de cerveza del mundo. Ron empezó a los 14 años y acumula en el último recuento ¡25.866 botellas!

 

La cerveza más fuerte jamás vendida tiene el bonito nombre de “The End of History”. La elaboró la famosa compañía Brewdog en Escocia y tenía unos alucinantes 55 grados (ahora Ambar 10, con 10 grados de alcohol, ya no os parece tan heavy, ¿verdad?. Pero nuestro dato favorito es que por 700 libras (790 €) te la llevabas dentro de una ardilla disecada.

 

 

El siguiente récord viene con famoso incluido. El islandés Thor Björnsson, más conocido por ser La Montaña en “Juego de Tronos”, ostenta el honor de ser la persona que más alto ha lanzado un barril de cerveza de 12,32 kg con unos impresionantes 8,05 m. La mujer que comparte este honor es la ucraniana Nina Geria con una plusmarca de 3,90 m.

 

 

Para los que gustan de probar nuevos sabores y no tienen problema en viajar un poco para ello, el siguiente récord nos lleva hasta Raleigh, Carolina del Norte (EEUU) donde The Raleigh Beer Garden tiene el mayor número de cervezas de grifo diferentes: 369. ¿Tendrán Ambar? Habrá que ir a preguntar…

 

Una categoría que tiene mucha tela es la de abrir chapas de botellas de cerveza. Rescatamos para tu pasmo y asombro estos tres records. El de abrir más rápido 2.000 botellas lo tiene el francés François Monin que en 2014 lo logró en tan solo 23 minutos y 55 segundos. Vale, hasta ahí todo normal. Pero el indio Murali K.C. logró abrir 68 botellas en un minuto ¡con los dientes! Y el más difícil todavía lo logró el chino Zhao Yang que solo abrió tres en 6 minutos… con un helicóptero.

 

Y para terminar, un record que haría felices a los egipcios, que ya elaboraban cerveza hace 5.000 años. La mayor pirámide de cajas de cerveza jamás construida constó de 105.995 unidades y fue construida en Satow (Alemania) por 60 voluntarios entre el 23 de mayo y el 5 de junio de 2011, para totalizar una colosal altura de 12,9 m.

 

Otros post sobre Cultura Cervecera que te pueden interesar:

Siete Curiosidades de la Oktoberfest

La cerveza la inventaron las mujeres

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia. Si sigues navegando, consideramos que aceptas nuestra Política de cookies.